LA LINTERNA

Nota

Nota

19/10/17

Se fue Cuello y llegó Eduardo Rodríguez, pero los súper siguen habilitándose sin cumplir la ley

Foto

Desde hace varios meses se veía trabajar en el predio ubicado en la avenida 25 de Mayo y ruta 24, frente a la entrada del Polideportivo Municipal, donde funcionó durante muchos años un conocido corralón.
Se especulaba que se instalaría un supermercado de capitales chinos en el lugar pese a que la Ordenanza que regula la actividad no lo permite porque no da la distancia con respecto a comercios del mismo rubro que ya están habilitados hace muchos años.
No se podía, mejor dicho, no se debía, porque poder, “si, se puede” como dirían en Cambiemos.
Lo hicieron y lo habilitaron al supermercado, pero como “Mayorista Diamante”, buscando esquivar la prohibición que indica la normativa vigente.
Ante la duda, concurrimos al negocio e hicimos una pequeña compra. Hay que resaltar que el personal es muy amable y simpático, los precios son buenos, la limpieza es inmejorable, pero mayorista no es.
Hoy en día hay muchos mayoristas que venden también por menor y podría discutirse eso si está bien, pero por lo menos hay promociones vendiendo los productos por varias unidades, de a tres, seis, docena o más o como corresponde a un comercio de ese tipo por caja cerrada. Por lógica a mayor cantidad mejor precio.
En este negocio, no hay una sola promoción de venta por cantidad y menos venta por paquete cerrado, teniendo una carnicería en el fondo y las heladeras con fiambre de a cien gramos.
Pero sería injusto hacer hincapíe en el comercio cuando sólo es una víctima de todo esto, porque si el Municipio considera que la ordenanza no sirve, puede modificarla y no tenerla para tener apretados a los dueños de los comercios. Tal es así que hay súper que no venden medios que no sean oficialistas porque han recibido amenazas de funcionarios municipales: “no nos deja la Municipalidad”-dicen.
Los titulares de Inspección General van cambiando, ya que estuvo Javier Franze, lo siguió el “empresario” Sergio Cuello, y ahora está el dirigente del GEN, Eduardo Rodríguez, pero las prácticas siguen igual, habilitando comercios sin cumplir la Ordenanza.
Esta práctica no puede ser gratis, por lógica si a alguien le dejan trabajar sin cumplir la ley es para sospechar que alguien que debe controlar se lleva a algo para su bolsillo. No se puede probar, pero sería raro que sólo por generosidad dejen trabajar a los negocios que no cumplen con la ley cuando son tan severos con otros.
Eduardo Rodríguez llegó con un discurso que las cosas iban a cambiar con respecto a sus dos antecesores, pero por lo visto no es así. Quienes conocen el área sostienen que todo sigue igual.
Es más se habla que sin tener sus edificios terminados hay por lo menos dos supermercados que ya estarían habilitados, lo que en condiciones de legalidad es imposible. Uno de ellos estaría en Parque Irigoyen no lejos de la Plaza de ese barrio.
Si los funcionarios a cargo de la Subsecretaría de Inspección General cambian, y el único que sigue constante es el Intendente, no queda duda que estos siguen directivas de Darío Kubar y como diría su esposa, la primera candidata a concejal de Cambiemos: “si no te gusta, fumatela”.

Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio