LA LINTERNA

Nota

Nota

Nino le pidió a la oposición que no hable

Foto

En vistas al tratamiento del alquiler de la casa de la prima del Intendente, Santiago Nino llamó al jefe del bloque de concejales del Frente para la Victoria para pedirle que no hable, que él ya le había indicado a Francisco Pin que tampoco lo haga, así lo hizo saber el concejal Carlos Paz mientras fundamentaba el rechazo por el ingreso del expediente de la discordia al HCD en la sesión de este jueves 15.
Esta revelación causó flor de malestar en el bloque de Cambiemos y lo demostraron con gestos inequívocos mientras el concejal desarrollaba su alocución.
Carlos Paz comentó que lo había llamado por teléfono el coordinador de Secretarios, el jefe de Gabinete municipal Santiago Nino para pedirle que dejen ingresar el proyecto del alquiler a la sesión del HCD. Paz le dijo que ya habían decidido que no.
Al ver que no podía hacer cambiar de opinión al Frente para la Victoria, Santiago Nino no tuvo mejor idea que proponerle a Paz que cuando llegaran al tratamiento del tema, no dijera nada, para evitar seguir aumentando el escándalo que produce el caso. Nino le aseguró que le había pedido a Pancho (concejal Pin) que no hable. A lo que Paz le respondió: “A Pancho le podés decir que no hable… pero a mi, no...!”
Carlos Paz recordó que Nino ya está acostumbrado a ir por el HCD pidiendo que la gente no hable, ya que fue quien convenció al vecino Ricardo Rey que no hiciera uso de la Banca Participativa para hablar de las sospechas que hay con respecto a la licitación de los hospitales odontológico y oftalmológico que el Municipio está haciendo en la colectora del Acceso Oeste.
A todo esto Francisco Pin, de Cambiemos, varias veces pidió la palabra y la presidenta del HCD, María Klajnberg, se la negó. Hasta se levantó de su banca en el tercer intento por lograr el uso de la palabra, se acercó a la Presidenta para hablarle, pero ella volvió a decirle que no.
Nino conversó con otros ediles opositores para la sesión, y a ellos les prometió que Francisco Pin no iba a hablar y Klajnberg fue la guardiana de la promesa. Al parecer Pin no lo sabía, salta a la vista de toda esta situación.

Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio Anuncio